Santiago recibe festival argentino de literatura

SANTIAGO, Chile— El prestigioso Festival Internacional de Literatura de Buenos Aires abrirá fronteras por primera vez en su historia y reunirá simultáneamente en las capitales de Argentina y Chile a destacados escritores internacionales y jóvenes emergentes.

El certamen, que se realizará en Buenos Aires por cinco días a partir del 25 de septiembre, comenzará en Santiago el 28 del mismo mes y se extenderá hasta el 2 de octubre.

Entre los invitados consagrados que asistirán a la versión chilena, se encuentran la escritora argentina Silvia Molloy, autora de "En breve cárcel" y pionera de la literatura lésbica en su país. También, la autora francesa Delphine De Vigan, creadora de "Nada se opone a la noche", la novela gala más premiada del año 2011.

Catalina Labarca, productora del evento, explicó a The Associated Press que la idea de exportar el festival a Chile "nace de las ganas de lograr una mayor circulación tanto literaria como de libros".

Afirmó que el Festival pasó a ser una marca "que puede seguir creciendo más allá de Buenos Aires y Santiago".

La programación en la capital chilena contempla la realización de talleres, lecturas y paneles con ingreso gratuito.

Se contemplan cuatro sedes, entre ellas el Centro Cultural Gabriela Mistral y la Biblioteca Nacional.

La idea que los organizadores tienen pensada para Santiago, es la misma que han impulsado en los últimos cinco años: convocar a figuras internacionales a participar de un espacio de intercambio interdisciplinario, estimulando el encuentro entre los artistas locales, internacionales y el público general.

Labarca explicó que "a partir de la crisis económica europea, en particular de la crisis española, el mercado editorial latinoamericano ha sufrido una importante alza y un importante posicionamiento".

"Por primera vez el gigante español se está quedando un poco atrás en términos de producción y Latinoamérica comienza a aparecer con su propia industria editorial y una aparición de nuevas voces literarias", afirmó.

Ese fenómeno promovió la circulación de libros dentro de Latinoamérica y, en especial, entre Buenos Aires y Santiago, añadió.

Labarca aseguró que la industria editorial en Chile, principalmente la independiente, "ha sido una de la que más ha crecido en Latinoamérica".

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK